Un video de la cámara de seguridad de la casa dejó registrado el momento en el que la joven empujó al animal salvaje, que caminaba con sus crías por un muro de la casa

Dan premio a joven hispana que se jugó la vida frente a un oso para defender a sus perros

La adolescente de Bradbury, en el sur de Californiaque empujó a una mamá osa y a sus crías para salvar a los perros de su familia recibió un reconocimiento especial el pasado viernes. La joven dijo poco después de los hechos que no lo volvería hacer por el alto riesgo que entraña enfrentarse a este animal salvaje.

La compañía de linternas Maglite aplaudió la determinación de Hailey Morinico, de 17 años, con el “Premio Tough” en una ceremonia en Ontario. Se trata de la primera vez que la empresa premia a un civil, ya que estos galardones los dedica normalmente a los servicios de emergencia.

Un video que muestra a Morinico empujando a la osa se hizo viral a principios de este mes de junio por la impactante reacción de la joven al ver a sus mascotas en riesgo.

“Es una locura. No pensé que mis acciones llevarían a este punto realmente. Es realmente un honor incluso estar aquí hoy”, dijo la joven.

En las imágenes de la cámara de seguridad de la casa se ve que los perros de Morinico y su familia empezaron a ladrar a la osa, que caminaba con sus crías por el muro que separa la casa de la familia de la de sus vecinos. El animal trató de golpear a los perros, probablemente para defender a sus crías de lo que consideraba una amenaza.

Cuando la adolescente, que escuchó los ladridos alterados mientras estaba en la otra parte de la propiedad, vio lo que estaba ocurrieron, no dudó en enfrentarse al animal empujándolo hacia el otro lado del muro. La osa cayó y luego intentó volver a subir al muro, pero finalmente se fue detrás de sus crías, que habían abandonado el lugar.

Acto seguido, Morinico agarró a todas sus mascotas y corrió con ellas a refugiarse al interior de la casa. Según dijo la propia Hailey, todavía ve al oso en su vecindario cada cierto tiempo.

No es extraño ver osos negros en esta comunidad ubicada en la falda de la colina del valle de San Gabriel. Especialmente en los días de recogida de basura, abandonan las áreas silvestres en busca de comida rápida a base de lo que encuentran en los contenedores.

“Yo estaba como, ‘Dios mío, hay un oso y se está llevando a mi perro. Lo está levantando del suelo “, dijo Hailey Morinico en una entrevista con NBC Los Angeles. “En esa fracción de segundo, decidí empujar al oso, como si nada, aparentemente”, añadió. “Agarré a mi otro perro y me fui”, relató.

Sin embargo, la adolescente dice que es conciente que lo que hizo es peligroso y que no lo volvería a hacer si se presentara una situación similar.

0 0 votes
Article Rating
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments